Onilikan

Noticias

agaves-mil-usos

Agaves y sus mil usos

Publicado el

¿Cuándo empezó la utilización de los agaves?

Toda la evidencia apunta a que los agaves, así como el maíz, fueron parte integral del desarrollo de la civilización en Mesoamérica. Los hallazgos arqueológicos de pencas de maguey mascadas constatan que era usado como alimento por el año 8,000 a.C. Su domesticación, figura, se inició con el maguey de pulque (Agave salmiana) y se calcula que fue por el año 2,000 a.C .

¿Qué usos se le han dado a los agaves?

Como mencionamos en un previo escrito (Los Agaves) 75% de las especies de agave son nativas de México y es aquí en donde descubrieron una multitud de usos a esta planta tan dadivosa. Los indígenas sacaban de los agaves materia prima para la producción de diversos productos. Las pencas enteras se usaban para techar, secándolas y usándolas como si fueran tejas. Las fibras que se extraían también de las pencas se usaban para fabricar mecates, redes, canastas, mandiles, tapetes etc., Los quiotes (el tallo de la floración) se usaban como postes, o para fabricar utensilios y adornos. Las púas puntiagudas como clavos y agujas, las pencas se asaban y masticaban eran utilizadas como fuente de alimento, el aguamiel se usaba como endulzante y como materia prima para preparar el pulque, bebida fermentada usada en sus rituales. En la antigüedad también usaban las pencas del maguey para preparar ungüentos y cataplasmas que aplicaban en el tratamiento de golpes, heridas, y comezones.

Tanto impresionó a los españoles la cantidad de usos que las culturas indígenas tenían para el agave, que durante la época precolombina, el sacerdote y poeta español Francisco de Castro (1618- 1687) incluye su sentimiento en la poesía “La octava maravilla” dedicada a la virgen de Guadalupe, la cual les compartimos:

Su tronco neto el pleno abarque impide
de brazos dos, en bicodal altura;
su herido corazón, licor despide
que al de Hibla no le envidia la dulzura;
asado, electo pasto al gusto mide:
agradecida planta, fiel criatura,
pues al que a ningún costo la cultiva
no sabe –aunque la tuesten- ser esquiva.

Tres potables le brinda: uno, es el vino
que –cuando la alquitara le resuelve-
sabe correr por aguardiente fino;
su castigada hoja, en hebras vuelve
hilo, si no de asiento, de camino;
de afán y frío en el hogar absuelve:
y al fin, sobre otros mil usos, al dueño
sirve de vino, agua, dulce y leño.

Desafortunadamente, muchos de estos usos han disminuido y en algunos casos han desaparecido.

Ahora las pencas se usan como saborizante cuando se prepara una clásica barbacoa de cordero, y la cutícula que las cubre sirve para envolver la carne que se usa para preparar el delicioso mixiote. El uso de sus jugos como endulzante a continuado e incluso, se ha promovido gracias a que es una alternativa más sana que el azúcar y ahora aparece en los mercados nacionales e internacionales como néctar de agave.

La importancia de los agaves en la industria de la fibra a continuado, sobre todo en la fibra del henequén (Agave fourcroydes) oriundo de la península de Yucatán. Un nuevo uso, que ha surgido recientemente, y parece interesante es el uso de los agaves como materia prima para preparar inulina (polisacárido) en polvo como fuente natural de fibra que promueve la salud intestinal. La tradición pulquera también ha continuado pero el uso más común de estas plantas dadivosas es como materia prima para la producción de aguardientes de agave incluyendo tequila, mezcal, y bacanora, que han obtenido denominación de origen. En la actualidad el agave que se cultiva más intensamente es el agave azul (Agave tequilana variedad Weber) que es el que provee la materia prima para la preparación de Tequila, néctar de agave y la inulina. Comentaremos más de los destilados derivados de los agaves en nuestro próximo escrito.

Saludos y salud

Licor de Agave Azul

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Debes tener 18 años para ingresar

Por favor verifique su edad