Onilikan

Noticias

Aguardiente de Agave Azul

Aguardiente de Agave Azul Onilikan en la cocina

Publicado el

En un previo escrito hicimos mención general del los uso de aguardientes en la cocina y de las técnicas que se pueden emplear para incorporarlos en las recetas. En aquella ocasión se hizo también mención de su uso en la preparación de adobos donde el aguardiente facilita que los ingredientes aromáticos penetren mejor en las carnes, mejorando así el proceso de sazonamiento.

Desde entonces nos quedó la inquietud de hacer la prueba con el Aguardiente de Agave Azul Onilikan, añadiéndolo en la receta de cocina “cochinita pibil”. Llamada así por el origen de la técnica que se usaba para prepararla en antaño, esta receta la hacían en un horno de tierra llamado pib, que en usaban en la época prehispánica para cocinar jabalí, venado y faisán en regiones de la península de Yucatán. En su versión tradicional, se cocinaba un lechón completo en un hoyo en la tierra con brazas de leña donde se colocaban piedras y se cubrían con hojas para mantener el calor y atrapar los vapores. Como se imaginarán, este método de cocción no es lo más sencillo, por lo que el platillo se destinaba a ocasiones especiales.

Para nuestro beneficio y deleite, la receta y método de cocinar la cochinita pibil han evolucionado a través del tiempo y ahora es un platillo muy fácil de preparar usando la pierna de cerdo cocinada en una olla de cocción lenta (crock-pot). La olla de cocción lenta funciona perfectamente y no hay que cuidarla tanto, el único truco para que la cochinita salga bien sabrosa está en cómo adobar la carne. Aquí les compartimos una receta de adobo de achiote muy sencilla que deja la carne del cerdo bien sazonada y lista pa’ la cocción lenta.

Aguardiente de Agave AzulAdobo para Cochinita Pibil con Aguardiente de Agave Azul Onilikan

  • 1 Kilo de pierna de cerdo cortada en cubos como de 5 cm
  • 100 gramos de pasta de achiote de buena marca
  • Jugo de naranja suficiente para disolver el achiote
  • 4 a 6 dientes de ajo dependiendo del tamaño
  • ¼ taza de Aguardiente de Agave Azul Onilikan
  • 1 cucharadita de vinagre blanco
  • 1 cucharadita de orégano
  • 1 cucharadita más de sal

Lo que llaman “pasta de achiote” es achiote seco y es necesario hacer una pasta suficientemente líquida para poder untar la carne completamente bien. Para disolver el achiote usamos el Aguardiente de Agave Azul y el jugo de naranja. A esa pasta ya líquida se le añade el orégano, la sal y la cucharadita de vinagre. Use ese adobo para untar la carne completamente o ponga la carne en una de bolsa plástico y séllela. Póngala en el refrigerador por lo menos unas 6 horas y preferentemente todo un día. Para cocinarla ponga la carne y los líquidos en la olla de cocción lenta y agregue ajos al gusto. Cocine a temperatura lenta por 8 horas. Si tiene que ir a trabajar déjela cocinando en la mañana y ya para la tarde, cuando regrese cocine por 10 minutos para terminar de prepararla.

Aguardiente de Agave Azul

Al completar el tiempo de cocción la carne esta tan tiernita que se puede deshebrar usando tenedores. Deshébrela bien y listo, a disfrutar unos deliciosos taquitos en los que podrá saborear el toque del Aguardiente de Agave Azul. Lo tradicional es usar tortillas de harina pero no pasa nada si usan de maíz o hasta un bolillo para hacer una rica torta. Lo que sí les recomiendo es que acompañen esta deliciosa Cochinita pibil con unas cebollitas moradas aliñadas con chile habanero. Aquí les comparto como las hago yo:

Corte una cebolla morada a la mitad y rebánela bien delgadita, algunas personas incorporan las rebanadas en agua hirviendo por unos cuantos segundos y a veces hasta por varios minutos, esto para quitarle el sabor fuerte a la cebolla, pero a mí me gusta mucho la cebolla, por lo que ese paso me lo brinco la mayoría del tiempo. Coloque las rebanadas en un recipiente profundo y añada el jugo de una naranja y el jugo de un limón. Corte rebanaditas de chile habanero evitando a toda costa las semillas a menos que usted sea muy valiente para el picante. A mí me gusta hacer rebanaditas muy delgadas y añadirlas a la cebolla. Si le gusta el orégano pues espolvoree un poco como toque final.

Que lo disfruten

Saludos y salud

Aguardiente de Agave Azul

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Debes tener 18 años para ingresar

Por favor verifique su edad